Así surgió nuestra letra ‘ñ’

La letra ñ no es exclusiva del español, pues está presente en numerosos alfabetos, como el vasco, el gallego, el tagalo, el chamorro o el quechua. En cuanto a su sonido, un fonema nasal palatal, también se pronuncia en otras lenguas, aunque estas lo representan con diferentes grafías. Por ejemplo, el portugués se sirve del dígrafo (dos letras) nh; el italiano y el francés recurren a gn; y el catalán usa ny.

Nuestra eñe data de la Edad Media y surgió de una abreviatura. Así es: con el fin último de ahorrar pergamino, la doble n (nn), que representaba susodicho sonido, era abreviada por los escribanos con una n pequeña sobre otra de mayor tamaño o una rayita encima de la n: anno > año; panno > paño. Este sombrerito que adoptó la ene recibe el nombre de tilde o virgulilla.

eñe.png

 

 

 

 

 


Publicado en mi libro Compendio general e innecesario de cosas que nunca pensó que le fueran a importar (Debate, 2013).

Anuncios

3 comentarios en “Así surgió nuestra letra ‘ñ’

  1. No sólo ésta entrada, el blog en general es mucho interesante. Contiene tres cualidades qui yo agradesco en las personas y en sus obras: la sobriedad, el humorismo y sobre todo la ligereza. Descubrí ComaconComilla retuitado da Juana Uribe. Yo también trabajo (y juego) con las palabras. Perdóname, Cris, nunca he estudiado español (!). ¡Hasta pronto! Con simpatía, Roberto

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s